EL EQUIPO REPSOL HONDA RC213V TUVO UN DIFICIL FIN DE SEMANA EN LE MANS

Tras un accidentado fin de semana, el equipo Honda logró rescatar un 4º lugar gracias a la actuación de Dani Pedrosa.

La quinta ronda del MotoGP llevado a cabo en el legendario trazado de LeMans culminó con un resultado agridulce para el equipo Repsol Honda RC213V. Dani Pedrosa fue el encargado de defender en esta ocasión los colores del equipo al terminar en cuarto lugar después de una accidentada carrera que vio al ex líder del campeonato Marc Márquez sufrir un incidente que lo relegó al final del pelotón luchando para terminar en un lejano 13º puesto.

La estrategia

Para Marc (Márquez), después de un gran inicio de fin de semana, la estrategia fue luchar por el podio después de darnos cuenta de que el ritmo de Jorge (Lorenzo) era demasiado rápido y que en condiciones normales no nos sería posible alcanzarlo. Marc realizó un gran trabajo pero desafortunadamente un pequeño error le costó mucho al final del fin de semana. Para Dani (Pedrosa), la estrategia fue recuperar el mayor número de posiciones desde el inicio después de un mal resultado en calificación. Su esfuerzo al final del día le redituó un excelente cuarto puesto final.

Principal5

Positivo y negativo

El aprendizaje que el equipo Respol Honda RC213V se llevo al final de la quinta ronda llevada a cabo en el legendario circuito de Le Mans fue que a pesar del choque, Marc demostró una gran actitud ante las adversidades terminando la carrera. Sumó un total de 3 unidades realmente importantes para el campeonato. Por su parte, el cuarto sitio de Dani ayudó al equipo a seguir sumando para la causa y seguir mostrándose como referente dentro de la temporada. Lamentablemente no todo fueron buenas noticias, puesto que para ambos pilotos el problema de aceleración les afectó durante todo el fin de semana. El problema se está analizando para poder ofrecer una solución viable que les permita luchar en las siguientes carreras.

Desde el pit wall

El equipo disfrutó ver a Marc hacerle frente a las adversidades con las que tuvo que luchar, y en el momento en el que tuvo su accidente coincidió con el problema de Dani. Esto hizo pensar al equipo que había algo extraño en la pista. Sin embargo después de la carrera Marc mostró que no existía nada malo con la pista y que el destino hizo que ambos pilotos tuvieran accidentes muy similares en el mismo momento. Al final fue reconfortante ver a Dani empujar muy fuerte para cerrar la carrera con un excelente cuarto sitio y sumar un buen puñado de puntos para el campeonato.

Fuente: Rogelio Magaña

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 2 =